Video. La influencia de Maya Deren en el cine de David Lynch

La carrera de David Lynch, hasta la fecha, puede dividirse en tres fases distintas, aunque esta es una declaración arbitraria debido a que los límites no son del todo claros. No obstante, en un primer grupo se encuentran sus inicios, donde destacan sus filmes en blanco y negro como Eraserhead y The Elephant Man; luego está la fase en la que el director estadounidense buscó acercarse a Hollywood –Dune, Blue Velvet y Wild at Heart fueron producidas dentro de esta industria–; y finalmente se encuentra la etapa más reciente, el Lynch de la Costa Oeste, el Lynch del ‘noir’, con Lost Highway, Mulholland Drive e Inland Empire.

Nymphomaniac

Pocos cineastas se atreverían a realizar un trabajo como este, y todavía menos lograr hacerlo exitosamente, sin caer en la pornografía desagradable o en el mar de clichés que no es despreciable en este tipo de temática. Pero lo asombroso de Lars von Trier es que usando la visualización más cruda, no dejando nada a la imaginación, jamás cae en lo ordinario ni tampoco en lo efectista.

1 2 3 4